¿Te Hiciste La Salpingo Y Te Quieres Volver A Embarazar?

¡Comparte esta información!

Dr. Heriberto Montoya

Cuando nos referimos a una “Recanalización de trompas de Falopio” estamos hablando de un procedimiento mucho más complicado que la “ligadura de trompas”, y que además es recomendado para mujeres de máximo 38 años de edad. Este procedimiento ha comenzado a cobrar importancia entre las mujeres que después de haberse realizado una ligadura de trompas, con el paso de los años han cambiado de opinión sobre esta decisión inicial, y nuevamente tienen el deseo de ser madres.

¿Cómo se lleva a cabo este procedimiento? Te explico, cuando se realiza una ligadura de trompas se hace una incisión (de 1 cm aproximadamente) en la parte intermedia de las trompas y además, se le realiza a la paciente una ligadura o coagulación en los extremos de las mismas, dejándolas con la parte intermedia cortada y ligada, lo cual impide el paso de los espermatozoides, y evita el embarazo. Pues bien, antes de decidir si es viable realizar la recanalización, el médico debe comprobarlo mediante una laparoscopia previa, esto debido a que en muchas ocasiones la membrana de las trompas es dañada durante el proceso de la ligadura, y esto hace imposible la recanalización. Cuando estos factores no intervienen negativamente, el médico puede realizar la intervención, en esta, logra unir los dos segmentos que fueron separados durante la ligadura de años atrás, realizando suturas diminutas que unirán dicha incisión, además, secciona los extremos de la trompa que fueron ligados anteriormente, logrando conectarlos de nuevo.

Además de los anteriores, existen otros factores importantes que se deben considerar con un ginecólogo especialista antes de realizar el procedimiento, ya que, si bien esta cirugía revierte el efecto de la ligadura de las trompas, las probabilidades de éxito en cada persona son distintas. Algunos de los requisitos fundamentales para que el éxito de este procedimiento aumente considerablemente son:

  1. Edad de la paciente: Para realizar este procedimiento exitosamente se requiere que la paciente tenga 37 años o menos.
  2. Buena reserva de óvulos: Esta nos permitirá saber si el tratamiento es viable, ya que si la paciente no cuenta con una buena reserva de óvulos no es recomendable someterse al tratamiento. Esto para evitar que realice un gasto innecesario en un tratamiento de reconstrucción de trompas, cuando podría invertirlo en una fertilización in vitro que le daría más posibilidades de lograr un embarazo. Por este tipo de cuestiones es muy importante acudir a una consulta personal, en la que médico y paciente se informen mutuamente sobre estos detalles tan personales.
  3. Estado del semen de la pareja: También se debe verificar que no existan anomalías en el semen de la pareja, ya que, al igual que cuando no existe una buena reserva de óvulos, la recanalización no sería una buena opción y deben consultarse alternativas más viables.

En cuanto a sus beneficios, uno de los principales es que no se requieren tratamientos posteriores después de haber realizado la recanalización, además, la recuperación varía de persona a persona, y cuando no hay complicaciones en 10 días cuando mucho, ya estás en tu actividad normal, otro de sus beneficios es que este es un procedimiento de mínima invasión.

Ahora bien, debido a que cada paciente es diferente, es de suma importancia revisar cada caso en una consulta en persona y hacer las pruebas correspondientes para verificar las probabilidades y porcentaje de éxito de cada paciente. Si estás buscando lograr un embarazo después de haberte realizado la Salpingoclasia, se tiene que valorar muy bien tu caso para ver si eres candidata a este tratamiento. ¿Te gustaría saber más sobre el tema? Agenda una consulta para valorar tu caso en persona y resolver todas tus duda


¡Comparte esta información!
Ir arriba

¡Agendemos una cita!

MEX 686 553 4444
MEX 686 552 8900
USA 442 456 4808